Gerard W. Hughes

Cuando Dios a través de Cristo dice: “Arrepentíos y creed la Buena Nueva”, está pronunciando una invitación, no una amenaza. Es como si nos estuviera diciendo: “Venid a ver lo que quiero daros y descubriréis que es algo que va más allá de vuestros mayores sueños e imaginaciones”. El arrepentimiento consiste en aceptar esa invitación; el pecado es la negativa a aceptarla.

(Gerard W. Hughes)

Feliz día del Señor. Celina

Denis Sonet

Dios no desea de nosotros un sacrificio por el mero hecho de hacer sacrificio, sino para vivir más. La Cuaresma no es un tiempo de renunciar al deseo, un tiempo de masoquismo y de sufrimiento. La palabra correcta es “podar”. Dios corta el viñedo podando las ramas “golosas” que desperdician la preciosa savia para producir más.

(Denis Sonet)

Feliz día del Señor, I Domingo de Cuaresma. Celina

Benjamín González Buelta

Concédenos, Señor, la sencilla alegría,
la que es hermana de las cosas pequeñas,
de los encuentros cotidianos
y de las rutinas necesarias.
La que se mueve libre entre los grandes,
sin uniforme ni gestos entrenados,
como brisa sin amo ni codicia.
Tu alegría es confiada y veraz,
ve a la más pequeña criatura amada por ti
con un puesto en tu corazón y en tu proyecto.

(Benjamín González Buelta)

Feliz día del Señor. Celina

Autor desconocido

Ningún justo consigue enseguida la paga de sus esfuerzos, sino que tiene que esperarla pacientemente. Si Dios premiase enseguida a los justos, la piedad se convertiría en un negocio; daríamos la impresión de que queremos ser justos por amor al lucro y no por amor a la piedad. Por eso, los juicios divinos a veces nos hacen dudar y entorpecen nuestro espíritu, porque no vemos aún las cosas con claridad.

(Autor desconocido)

Feliz día del Señor. Celina