San Agustín


Pidamos los bienes temporales discretamente, y tengamos la seguridad -si los recibimos- de que proceden de quien sabe que nos convienen. ¿Pediste y no recibiste? Fíate del Padre; si te conviniera, te lo habría dado. Juzga por ti mismo. Tú eres delante de Dios, por tu inexperiencia de las cosas divinas, como tu hijo ante ti con su inexperiencia de las cosas humanas.

(San Agustín)

Feliz día del Señor. Celina

Un comentario en «San Agustín»

  1. Este texto de San Agustín me evoca dos peticiones del Padrenuestro: “Hágase tu voluntad”, que es lo mejor para nosotros; y “Danos el pan de cada día”. Seguro que el Padre atenderá nuestras necesidades.
    Entre las manos orantes brilla la luz del Señor. Gracias, Celina, por tu aportación dominical. Feliz día del Señor a todos.

Los comentarios están cerrados.