Raniero Cantalamessa

Representación de la Trinidad, 1489, Museo Rigaud Perpignan

No es verdad el que la Trinidad sea un misterio remoto, irrelevante para la vida de todos los días. Por el contrario, son las tres personas más “íntimas” en la vida: no están fuera de nosotros, como sucede con la mujer o el marido, sino que están dentro de nosotros. “Hacen morada en nosotros” (Juan 14, 23), nosotros somos su “templo”.

(Raniero Cantalamessa)

Feliz Domingo de la Santísima Trinidad. Celina

Un comentario en «Raniero Cantalamessa»

  1. En efecto, la Trinidad está presente en nosotros. Ella es el motor de nuestra vida. Porque nosotros estamos constantemente en busca de la verdad (el Padre), de la bondad (el Hijo) y de la belleza (el Espíritu Santo). Y es el amor de Dios el que vincula a las tres Divinas Personas entre de sí y con nosotros. Esta unidad en el amor queda reflejada en la magnífica pintura que nos ofrece hoy Celina. Gracias. Feliz día del Señor a todos.

Los comentarios están cerrados.