San Agustín

Toda nuestra vida presente debe discurrir en la alabanza a Dios. Dejas de alabar a Dios cuando te apartas de la justicia y de lo que a él le agrada. Si nunca te desvías del buen camino, aunque calle tu lengua, habla tu conducta, y los oídos de Dios atienden a tu corazón. Pues del mismo modo que nuestros oídos escuchan nuestra voz, así los oídos de Dios escuchan nuestros pensamientos.

(San Agustín)

Feliz día del Señor. Celina

Un comentario en «San Agustín»

  1. Es emocionante y conmovedor escuchar en las misas ese hermoso canto de alabanza al Señor nuestro Dios: “Gloria a Dios en el Cielo. Por tu inmensa gloria te alabamos, bendecimos y adoramos”. Pero más hermoso y emotivo es cantar al Señor nuestro Dios con el amor al prójimo y a sus obras, como dice san Agustín. Atractiva imagen de entrega de nuestra ofrenda a Dios. Gracias, Celina. Feliz día del Señor a todos.

Los comentarios están cerrados.